22 de julio de 2010

Lesu, Iglesia de Moneo en San Sebastián

Esta semana se ha generado un nuevo debate en la ciudad al presentar diversos medios de comunicación la avanzada obra que realiza el arquitecto Rafael Moneo. Se trata de la nueva Iglesia ubicada en riberas de Loyola.

Ya en su día, el Kursaal (obra realizada por el) genero un enorme e intenso debate con partidarios y detractores de la obra.
Hoy en día es un símbolo de la ciudad, aceptado por una gran mayoría de Donostiarras.

Ahora se trata de una Iglesia (como y ha realizado en los Angeles con mayor complejidad) por lo que el debate se genera por dos motivos. Por un lado la estética del edificio y por otro el hecho de que sea la Iglesia la que realice semejante inversión.

Esta nueva Iglesia se va a denominar Lesu y cuenta con 900 metros cuadrados de planta, capacidad para 400 feligreses, ademas de locales parroquiales anexos. Las alturas oscilan entre los 21 y los 28 metros.

La plata de cruz quebrada y su condición asimétrica pretenden reflejar las tensiones del mundo.
El techo creado con efecto aéreo, da la impresión se estar suspendido en el aire.
Sus espacios son muy amplios y generosos y los materiales muy modestos, a palabras de Rafael Moneo.

Los trabajos han durado 3 años y en breve podrá ser visitada.






Fotografías 1 y 5 Diario Vasco
Fotografías 2,3 y 4 Jonhatan Chanca

3 comentarios:

  1. El diseño de Moneo estupendo, como casi siempre, pero vamos a ver, en tiempos de crisis como estamos, esto es un despropósito, en Riberas vive gente joven, q la mayoría no va a Misa y no os parece q este espacio podría haber sido mucho más utilizado como zona verde y ubicar la iglesia en uno de los muchos locales q están vacíos en el barrio? No comprendo cómo Odón (no siendo creyente)haya dado luz verde a este proyecto.

    ResponderEliminar
  2. Un dato que no hemos mencionado en el post, es que además de Iglesia, en los bajos esta previsto un gran supermercado.

    ResponderEliminar
  3. No eran 9 millones?... son dos duros para la ellos. 9/diez pisos del centro de donosti dejados en herencia = asunto arreglado.

    Lo gracioso es el super de los bajos. Eso para coger pan y mojar... practicamente todos los bajos de todo riberas vacio y se van a debajo de unos donde no deben hacer ruido.


    Sobre el diseño... no he estado... pero siendo Moneo un 10.

    Me alegro un monton por la obra... a ver si un dia me bajo del coche al pasar por el "puentecito nuevo".

    ResponderEliminar